Empieza a perseverar en tus sueños – Hábito #10

empieza a Perseverar en tus sueños

Suscríbete al podcast y escúchalo en:

Hoy vengo cerrando con broche de oro este décimo hábito que creo que en algún momento tuviste, pero que un punto de tu vida lo dejaste atrás y empezaste a enterrar. 

 Para que tomes este hábito es muy importante que ya estés poniendo en práctica los nueve anteriores, ya que si no has tenido la disciplina para practicar estos otros tampoco la vas a tener para lo que viene, así que si aún no lo has hecho, te recomiendo que te vayas al Blog número uno y empieces desde ahí, porque de lo que te estoy hablando es de mi experiencia personal y de lo que a mí me ha funcionado para transformar mi vida.  

Sí ya lo tienes en práctica, déjame felicitarte porque sé que antes de desarrollar el hábito debes disciplinarte, pero por haberlo creado no podrás vivir sin practicarlo ya que será parte de tu rutina.  

 Empieza a pelear por tus sueños

Hoy quiero que regreses en el tiempo y recuerdes cuando aún eras un niño o una niña ¿Qué sueños tenías? ¿Qué querías llegar a ser cuando crecieras?  

Generalmente se dan muchas señales en la niñez, pero no todos los padres observan y escuchan a sus hijos para empezar a desarrollar esas habilidades. 

 Desde que eres un niño hay cosas que llaman mucho tu atención y que disfrutas hacer, si tus padres lo logran descubrir en esta etapa, cuando llegues a tu juventud, serás todo un maestro y habrás desarrollado ese gran potencial, pero como la mayoría de los padres hacen, esperan a que crezcas para que las desarrolles por ti mismo sin saber que el miedo, la duda y un montón de cosas de tu entorno Irán haciendo que las vallas enterrando. 

 Así que llegó la hora de que empieces a escarbar y a desenterrar ese tesoro llamado sueños que tienes guardado, porque esto será lo que te llevará al siguiente nivel.  

Te voy a dar una serie de actividades para que las empieces a desarrollar: 

  • Anota todo lo que recuerdes que soñabas ser desde niño. medida que fuiste creciendo esos sueños empezaron a desaparecer y empezaron otros, quiero que también los anotes, anota todo lo que se te venga a la mente. ¿Sabes por qué quiero que hagas esto? Porque cada ser humano viene a este mundo con algo especial y tu no eres la excepción.
  • Debes hacer una lista de todos esos sueños plasmarlos en un papel, no te dejes ninguno.
  • Ya teniendo la lista, empieza a ver que anhelas de eso, no importa la edad que tengas.
  • Investiga sobre el tema en el que estás interesado y busca mentores. Los mentores son personas que han hecho ya lo que a ti te apasiona síguelos en sus redes sociales, busca sus videos y empápate de todo. Ellos te enseñarán como dirigirte por el camino. 
  • Súmate a grupos de Facebook, WhatsApp, Telegram y conocerás a personas que tienen  mismo sentir, todo esto te ayudará a involucrarte más.
  • Adquiere conocimiento, participa y ayuda a otros esto te llevará a ponerlo en práctica. A medida que vayas avanzando en todo esto te irás dando cuenta de la recompensa.

 ¿Ahora entiendes Porque te dije antes que desarrolles los otros nueve hábitos anteriores? 

 Este es mi regalo para ti, aquí te puse todas mis claves, no me deje ninguna, pero solamente con disciplina lo lograrás. 

Así que si te caíste levántate, no es hora de rendirte. Es hora de seguir adelante y no renunciar a tus sueños, lucha por ellos porque el éxito está en hacer lo que realmente anhelas. 

 Te invito a que empieces hoy mismo con el primer hábito que cuando llegues al número diez estarás preparado para recibir lo que viene, vamos, estoy esperando escuchar tu historia 

Comparte este artículo

Share on facebook
Share on linkedin
Share on twitter
Share on whatsapp
Share on pinterest
Share on email

¿Te gustó este artículo?

Obtenga acceso exclusivo a nuevos consejos, artículos, guías, podcast y más.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Describir más

Hábitos

 El poder de soltar 

El poder de soltar   Cuando nos traicionan, nos decepcionamos de personas cercanas y que un momento estuvieron con nosotros, pero que ya no forman parte de nuestra vida.   El

Seguir leyendo »